Pàgina:Un Fandanguet en Paiporta (1867).djvu/12

De Viquitexts
Salta a la navegació Salta a la cerca
Aquesta pàgina ha estat validada.
—10—
Marieta. ¡Bueno! ¡bueno! ¡así me gusta!

¡Vinguen soldats á la guerra!
Qui no plegue banc de fusta,
si vol, que s'asente en terra.
Que, cuant de ballar se trata
en puesto ahon s'achunten mols,
lo que importa es moure póls,
lo demés es patarata.
¿Y Casimiro no vé?

Rita. Cuatre voltes l'he vist hui,

y tanta fam de ball té,
que no sé com no está así.
A no ser que el pobre tinga
algun atra ocupasió....

Marieta. Molt sentiré quo no vinga.
Llorensa. També eu sentiria yo;

pues bé pot asegurarse
que sarau, ahon éll no está,
es lo mateix que mencharse
el formache sinse pá.

 Entra Casimiro disfrasat, en peluca, nas postís etc., y en un gran leviton vell, que li oculta el trache de llaurador. Pórta un violí, y l'acompañen Quico y Gostino, la ú en un pandero y l'atre en una guitarra.

Rita. Mira, ya en tens así tres,

en guitarres y panderos....

Casimiro. Buenas tardes, caballeros....

Marieta. Deu nos guarde de vostés.

Llorensa. ¡Chesus, quin estrafolari!

Marieta. ¿Qui es eixe que no el conéc?

Quico. Ú, que estaba secretari

tempa arrere en Albuixec.

Marieta. ¿Y á qué l'han portat así?
Quico. Es músic de molta fama,

y toca hasta per baix cama,
la flauta y el violí.
També diuen que es poeta,
y el está de bon humor,